Por Danae Prado Carmona*

El viernes 18 de octubre el país predilecto del modelo neoliberal iniciaba su más grande estallido social en los últimos dos siglos, comparable solamente con el proceso popular que enfrentó a la Dictadura Militar de Augusto Pinochet. Las mujeres y las organizaciones feministas son parte activa de la primavera chilena, activando, movilizado y organizado para seguir profundizando el estallido, para pasar del hastío y la rabia, a la propuesta y la transformación de fondo de un país profundamente desigual y poco democrático. 

Emancipa conversó con dirigentas feministas, sociales, sindicales y territoriales, que han sido parte activa del movimiento social que cuestiona las bases del modelo neoliberal, el capitalismo y el patriarcado, sobre las razones del movimiento y las formas de enfrentar la crisis para cambiar el estado de las cosas. 

Foto: Revista Emancipa

Diva Millapán, Presidenta Asamblea de Mujeres Mapuche y dirigenta Asociación Nacional de Funcionarias y Funcionarios del Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género:

“Hay que volver a una economía comunitaria”

“Se veía que iba a haber un quiebre, todo este tiempo se aguantó el tema de la salud, la educación, siempre ha estado haciendo agua en los distintos Gobiernos. Crece la empresa privada, le va muy bien, pero a la gente no le va bien y no me explico cómo no había brotado esto antes, solo faltaba la gota que rebalso el vaso”

“Como pueblo mapuche siempre lo evidenciamos, claramente las políticas públicas nunca fueron orientadas hacia nosotros, las muertes de nuestra gente no tenían importancia, partimos siendo el experimento de cómo imponer un sistema de militarización en el país, ahora le correspondió al pueblo de Chile”. 

“Nadie tiene la respuesta en este minuto, no podemos saber que va a suceder y que no, es muy incierto el futuro en este minuto, han hecho una campaña brutal de criminalización de la protesta, tal como lo han hecho siempre con los pueblos originarios, como pueblo mapuche en este caso, siempre nos han presentado como terroristas y ahora están presentando como terrorista al pueblo que se ha levantado para exigir mas igualdad y esta haciendo mella, de a poco la gente mas humilde que es la que mas pide volver a la normalidad”

“Como pueblo, tanto mapuche como chileno, no tenemos casi nada publico, lo único que tenemos es una parte del cobre nos va quedando, ni el mar es chileno, todo esta en manos de privados, por eso era tan necesaria esta revuelta pues es la única forma que creo que se puede lograr que los empresarios vayan a meterse la mano en el bolsillo”

“Tienen que ser las organizaciones sociales las que se coordinen y trabajen para una asamblea constituyente para tener una nueva Constitucion, que vamos por un estado plurinacional, que sea feminista, por modificar muchas cosas, desde lo mas profundo, tiene que ser un cambio estructural, sino no va a dar resultado, la gente ya no quiere mas de los mismo”

“Hay que volver a una economía comunitaria, volver al barrio, volver a lo natural, consumir menos, somos un país muy consumista. Hay que trabajar mucho en las bases, en el barrio, reeducar. Esto ha servido para hacer vida de barrio, reconocerse con los vecinos y vecinas, eso se ha logrado en estos días”

Fuente: Radio Mirasol

Valentina Miranda, Vocera Coordinadora Nacional de Estudiantes Secundarios:

“La mejor forma de solucionar todo lo que está ocurriendo es que seamos capaces de avanzar hacia la Asamblea Constituyente”

“Creo que las desigualdades sociales vienen principalmente desde la violencia sistemática del sistema neoliberal hacia el alto costo y la precarización de la vida, sobre todo en las zonas más vulnerables. 

“Ese fue uno de los factores que hizo que desencadenara todo este estallido social y las desigualdades son el fondo. El tema de recibir pensiones indignas, no recibir educación de calidad, recibir una salud muy precaria, no poder acceder a la vivienda, tener que vivir endeudado toda tu vida.

“Además, ver cómo los ministros principalmente, se burlaron en la cara de las personas. El Subsecretario de Salud que dijo que la gente va a hacer vida social a los consultorios, que el Ministro de Hacienda haya dicho que tenemos que levantarnos más temprano para ahorrarnos casi $100 diarios”

“Una de las formas de afrontar este estallido social es cambiando el modelo. La gente ha demostrado que está enojada, cansada, de que los privados se hagan cargo de nuestros derechos básicos. 

“Creo que hoy la mejor forma de solucionar todo lo que está ocurriendo es que seamos capaces de avanzar hacia la asamblea constituyente, ya que Constitucion amarra el modelo.

“La mejor forma es escuchar a la ciudadania, que sea esta la que plantee cuales son las necesidades, las problemáticas que tienen en su vida diaria y tomar esas demandas para plantearlas en una nueva Constitución y un nuevo modelo económico que garantice los derechos de todas y todos. 

«Escuchar por ejemplo a la diversidad sexual, a las mujeres, a los pequeños empresarios que son los que se ven más afectados por un cambio económico que venga, etc. Esa debería ser la salida a la problemática, escuchar a la gente y de una vez por todas eliminar algo creado en dictadura y que nadie decidió si lo quería o no”

Rocio Alorda, la primera de derecha a izquierda.

Rocio Alorda, Secretaria General Colegio de Periodistas de Chile e Integrante de la Comisión de Género del gremio: 

«Lo que viene de aquí adelante es demostrar que Chile despertó, que estamos organizados y organizadas y que vamos a exigir transformaciones estructurales”

“Las desigualdades en Chile se arrastran desde hace décadas y se han agudizado el ultimo tiempo. 

“Creo que las desigualdades están en distintos ámbitos: económicos, culturales, sociales, políticos, las brechas salariales en Chile son impresionantes, donde la brecha salarial de género hace que las mujeres ganemos un casi 30% menos que los hombres, hasta que el sueldo mínimo es $250.000 lo que es miserable para un país cuya canasta básica es mucho más alto que eso.

“Las desigualdades más fuertes están en el ámbito de la educación, de la salud y del acceso a cultura, en vivienda también hay una brecha enorme. Nuestras desigualdades están en los temas más estructurales de la vida humana. 

“Esta matriz de desigualdades se ha fortalecido en los últimos años, si bien Bachelet intentó hacer un cambio entre comillas más o menos estructural con el tema de la educación, hemos visto como esta administración de Piñera 2 ha intentado desmontar lo poco que se logró avanzar en términos de derechos en el Gobierno de Bachelet. Eso ha tenido un efecto en la gente, o sea, avanzamos un poquito para retroceder nuevamente. 

“Una de las principales salidas es hacer una Constitucion democrática, en un contexto democrático, donde se establezcan derechos que no están establecidos en la Constitución, donde se asegure la dignidad de las personas. 

“Una constitución que reconozca el derecho a la comunicación, el derecho a la educación gratuita, que reconozca y garantice el derecho a la salud, a la previsión. Una Constitucion al nivel de las necesidades que hoy día tienen las chilenas y chilenos.

“Creo que viene una organización del pueblo, de la ciudadanía, mayor al que hemos tenido hasta ahora, hoy vemos a las personas que están mucho más organizadas que lo que la clase política veía, estas movilizaciones se ven como acciones espontáneas y lo son, pero a lo largo de estos días nos hemos conocido, a los vecinos y vecinas, las que ya estábamos reunidas como el movimiento feminista nos hemos vuelto a encontrar y a ver en la calle nuestras capacidades, los colegios profesionales nos hemos articulado de mejor forma, etc. 

“Lo que viene de aquí adelante es demostrar que Chile despertó, que estamos organizados y organizadas y que vamos a exigir transformaciones estructurales para mejorar la calidad de vida de las chilenas y chilenos y las personas que habitan este territorio, desde los derechos que hemos legítimamente ganado”

Fuente: Teatro Ictus

Noela Salas Sharim, Directora de Extensión Teatro popular Ictus, Directora Ejecutiva Encuentro Imesur y parte del Directorio Corporación La Makinita:

“Chile necesita un espacio reflexivo que derive en una nueva Constitución”

“Sin duda alguna, los espacios donde es más visible la desigualdad son las escuelas públicas y los establecimientos de salud pública. Lamentablemente hemos naturalizado la precariedad, las filas y listas de espera para operaciones, la violencia dentro de las escuelas, profesores devastados psicológicamente, ya que no solo se han enfrentado la precariedad material para educar, si no que han asumido todos los aspectos que la pobreza ha traído consigo, niños y niñas sin horizonte mas que recibir la alimentación entregada en las escuelas.

“Muy sutilmente también he podido ver en los últimos años, cómo la cantidad de población en condición de calle ha aumentado, están ahí, ocupando veredas y parques, cada vez son más. Ese ha sido un indicador poco observado, de cómo se exageran las desigualdades en nuestro país.

“En la interna e inmediata, Chile necesita un espacio reflexivo que derive en una nueva constitución. El legado de la dictadura, mas allá de los comportamientos sociales, sigue muy vigente, y en la medida que no se modifique constitucionalmente esa herencia, no es posible construir.

“A largo plazo, se debe pensar en procesos más integrados con la contigencia internacional. Las modificaciones sistémicas en soledad, seguramente no traen buenas consecuencias.

“Desde el lugar emocional, solo puedo pensar, en procesos cívicos que devuelvan algo de dignidad a la población chilena, pero que por sobre todo deriven en acciones claras que se hagan cargo de las insólitas brechas de desigualdad en nuestro país”

Fuente: Sindical.cl

Patricia Coñopan, Coordinadora de América Latina y el Caribe de trabajo en domicilio:

“Este estallido es por la incompetencia que han tenido especialmente los gobiernos de derecha de no escuchar al pueblo”

“Cuando la elite política señala que no vio el estallido social, no vio porque no quizo escuchar, no vio porque además el modelo lo hizo ciego, sordo y mudo en pronunciarse por la inmensa mayoría de mujeres que trabajan al interior de sus hogares. 

“Muchas veces, no solo en este Gobierno, acudimos a distintos Gobiernos a señalar qué estaba ocurriendo con el trabajo en domicilio en Chile, a partir de la Constitución política heredada de la Dictadura Militar, cientos de miles de mujeres se quedaron al margen de todo lo que significaba el trabajo en Chile, pasando a la inmenso ejercito de invisibilizadas en el país. 

Hoy vemos visto como cientos de miles trabajan con la flexibilidad laboral, no solamente fueron textiles, hoy toda la empresa privada tiene trabajo en domicilio, y nuestro deber y obligación es organizarlas

Hoy muchas de estas mujeres trabaja día y noche, cuando las empresas les llevan el trabajo y se se atrasan las castigan y no les dan trabajo. Esta es una de las mayores desigualdades con las mujeres que trabajan al interior de sus hogares, la invisibilizacion de cada una de ellas. 

Este es el trabajo en domicilio, es una de las desigualdades mas grandes que tiene la historia de este pais, hoy día la lucha cual es? Visualizar a nuestra gente, que Chile también pueda adoptar los convenios internacionales, como el 177 de la OIT, para que realmente nuestra gente sea visible como trabajadoras. Que salarios minimo nos hablan a nosotras, si primero queremos ser reconocidas, queremos que se nos mire como mujeres trabajadoras. 

No somos emprendedoras, no somos pequeñas empresarias, como se nos ha querido señalar, somos trabajadoras y por eso hemos salido a las calles, salimos a decirbasta, necesitamos urgentemente que se cambie la Constitucion política de este país y junto con ello que se cambie el código del trabajo, hecho para un modelo neoliberal que lo único que ha hecho es abusar y explotar a cientos de miles de mujeres

Este estallido es por la incompetencia que han tenido especialmente los gobiernos de derecha de no escuchar al pueblo y no dar soluciones a los cientos de problemas que tenemos, que pasa con la salud, con la vivienda, con una escuela gratuita y de calidad, que pasa con la gente que se muere esperando atención medica, que antes podíamos terminar de trabajar y vivir con un salario que nos permitía vivir dignamente, hoy la jubilación solo le permite a cientos de miles de abuelas en este país para la compra de pañales, ni siquiera para remedios. 

Ese modelo neoliberal tan inhumano está en crisis. Lo único que nos queda es decir que esto está recién empezando, no bajar la movilización, seguir haciendo asambleas barriales y territoriales, es la única forma que tenemos para que nos escuchen, hay que canalizar todo lo que dice a gente. 

Fuente: Sergio Cárcamo

Lorena Pizarro Sierra, Presidenta Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos:

“La movilización social, la unidad de la clase y la construcción de plataformas que nazcan desde la base social son fundamentales”

“No creo que haya un hecho que marque mayor desigualdad, esa desigualdad sistémica que es la consecuencia de la instalación del modelo neoliberal, bajo la dictadura cívico militar y la profundización del mismo durante estas casi tres décadas post dictadura, generaron un país desigual que fue violentando la forma de vida de cada ser humano, que hay un momento en que esto se agota, ya no se resiste mas, porque ya no hay nada mas que perder, pues nada puede ser mas brutal que lo que hemos vivido como pueblo desde el 11 de septiembre de 1973 en todos los ámbitos. 

“Yo creo que hay algo que genera esto, es observar no solo el enriquecimiento de unos pocos, la concentración del poder económico, político y de todo orden en unos pocos, fue que La elite política empezó a sacarse la careta de demócratas, de solidarios, de mostrar una imagen de preocupación por las mayorías y empezó a tratar a esas inmensas mayorías como nos ven: como verdaderas cucarachas, entonces fue burla tras burla. 

Es un proceso de descontento, de rabia que se acumuló, eso provocó que bajo este Gobierno de extrema derecha, donde ya no había pudores para demostrar la falta de compromiso con la gente provocaron este estallido social. 

Esta es una rabia acumulada por décadas, creo que también hay una conciencia que estaba escondida, que se transmitió de generación en generación, en la clase, de parte de los mas viejos, de contar y relatar lo que significó el proceso de acumulación de fuerza que culmina con la Unidad Popular, eso estaba relatado dentro de las familias.

Luego viene la decisión de instalar las mismas conductas represivas y autoritarias como se resolvió por parte de la derecha, el empresariado y estados unidos dando un Golpe de Estado. Acá uno incluso puede decir que seria un golpe blanco. Eso la gente tampoco lo resistió. 

Las desigualdades en Chile son infinitas, en todo orden de cosas, porque es un país vendido al modelo neoliberal, un modelo de desarrollo sustentado en la inequidad, una institucionalidad fundada en el legado de la dictadura, por tanto, esta olla a presión en algún momento tenía que estallar, pero estalla con mucha mas conciencia social que lo que yo podía imaginar. 

“Las salidas pueden ser las mas nefastas para las demandas del pueblo, como las mas promisorias para una construcción de verdad de un Chile profundamente equitativo, con justicia social y una institucional y una democracia fundada en los derechos de las personas. 

“Yo creo que la salida que esto tenga va a estar muy relacionada con lo que pase en los países vecinos, cómo se ve el proceso de correlación de fuerzas en nuestra América Latina y el Caribe, pero también cómo desde el movimiento social, los partidos de clase, le demos una respuesta que contenga las demandas de las inmensas mayorías, que no son nada nuevo y que están centradas en demandas que por décadas se han expresado. 

“Me parece que la movilización social es fundamental, la unidad de la clase es fundamental y la construcción de plataformas que nazcan desde la base social, con participación activa y con un trabajo de concientización, va a permitir la mejor salida que nosotras queremos para el pueblo. 

“Creo que todo el pueblo fue permeado por el modelo económico neoliberal, existe ese germen de clase que fue transmitido de generación en generación. Tenemos que apropiarnos para dar una lucha permanente y volver a los principios que fundan la lucha de clase que permitió el triunfo de la Unidad Popular, porque la presencia de principios éticos fundados en la defensa de la clase trabajadora es lo que nos va a permitir avanzar con más contundencia hacia una salida como la que queremos. 

“También aquí va a jugar un rol de intervención que pueda o no tener Estado Unidos, por tanto la solidaridad internacional es fundamental. 

Natalia Cuevas, Concejala Municipalidad de Recoleta:

“El estallido da cuenta del desgaste del modelo neoliberal en Chile”

“Hay que hacer una mirada mucho más completa, obviamente lo que ha ocurrido en Chile es un estallido social que irrumpe como un volcán, que tiene una expresión nacional posteriormente con toda la fuerza que hemos visto en las calles y planteando cuestiones estructurales; pero si la consideramos como una irrupción aislada, sin entender el marco político que se ha desarrollado en los últimos años en nuestro país, cometemos un error. 

“Por ejemplo, yo destaco el 8 de marzo de 2019, que fue la gran huelga feminista, donde también las mujeres nos movilizamos en todo nuestro país, llenamos Plaza Italia y fue un referente super relevante para configurar este escenario actual y tiene que ver no solo con la huelga, sino también con la preparación de la huelga y con el mayo feminista del 2018. También con las movilizaciones de los trabajadores y trabajadoras que han convocado a una cantidad importante de movilizaciones y paros en los últimos 12 meses, tiene que ver con el paro del Colegio de Profesores. 

“Creo que es hora de que miremos esta irrupción en el marco de un estallido mucho más profundo, donde las desigualdades tienen distinto tono. Primero, es una situación material, de condiciones humanas de los trabajadores y, particularmente, de las trabajadoras , que ven la desigualdad expresada en su día a día, en el costo de la vida, en el sueldo mínimo, pues las mujeres que ganamos un 36% menos que los hombres, tiene que ver con el exceso de labores que desarrollan las mujeres que no son reconocidas, las pensiones de nuestro país son de las más bajas en la región y en los países que tienen situación económica similar a la chilena, eso es parte de las injusticias estructurales que existen en Chile, creo que ahí radica el contexto que nos está remeciendo en Chile. 

“El estallido da cuenta del desgaste del modelo neoliberal en Chile, la irrupción lo que hace es apurar ese desgaste y constituirlo como una crisis desde la perspectiva económica, por la precarización brutal de la vida en nuestro país, donde los tiempos mejores no llegaron, al contrario. 

“También se expresa en una falta de legitimidad de la institucionalizad neoliberal, que involucra a gran parte de los poderes actualmente estructurados, como es la fuerza militar, la iglesia, el parlamento, el Gobierno, por lo tanto, estamos en un momento donde la ciudadanía tomó grados de conciencia distinta y ve que la salida pasa por una propuesta estructural y de fondo. 

“El Presidente ha hecho una serie de anuncios que prometen una serie de medidas inmediatas, pero la gente entendió que la respuesta no basta sino que tiene que ser con una salida de fondo y ahí hemos dicho que la salida pasa por abrirnos paso a un proceso constituyente, de carácter popular que nos permita llegar a un plebiscito y por esa vía se legitime una asamblea constituyente para de una vez por todas tener una nueva Constitución hecha en democracia.

“Necesitamos un carácter de democracia distinta, porque las prácticas de representatividad en la democracia están desgastadas y tenemos que mirar otros mecanismos de acción democrática, que permitan la participación directa del pueblo, de las trabajadoras y trabajadores. 

“La salida pasa por exigir un plebiscito hoy y estamos en el momento para empujar un proceso de estas características, que nos permita cambiar el sistema de pensiones, consolidar los proyectos de educación gratuita en Chile, consolidar más conquistas para las mujeres en base a nuestros derechos en toda línea, avanzar en una ley de aborto que nos permita la libertad de decidir no solo en las 3 causales, como también avanzar en una y que conciba de manera completa las distintas expresiones de violencia ejercida contra las mujeres y podamos movernos hacia un modelo que se deslave de machismo y de patriarcado”

Fuente: Universidad de Chile

Mónica Maureira, Académica Universidad Diego Portales, integrante del Observatorio Género y Equidad y de Mujeres en el Medio:

“Hay que incorporar a las organizaciones sociales y de base en esta discusión”

“La capacidad que ha tenido la sociedad, la ciudadanía organizada en estos días, de marchar día a día con este volumen de personas en las calles, no solamente en Santiago sino que a nivel nacional, nos tiene sorprendidos a todos. 

“Me parece que es una irresponsabilidad decir que no vieron venir algo que ya era evidente, me atrevería a decir desde los inicios de la marcha de los pingüinos a propósito de la exigencia de mejorar la educación, de hacer de la educación un derecho, que se pudiese estudiar gratis, haciendo claridad en lo que es el derecho a educación y desde ahí hemos tenido una serie de manifestaciones, pero que nos sorprende años después cuando se constituye el movimiento No más AFP y nuevamente las autoridades, en ese momento la segunda administración de la Presidenta Bachelet, ve pasar frente a sus ojos millones de personas marchando por un sistema más justo de pensiones, donde haya una distribución más solidaria de los recursos y donde los dineros que las personas, mujeres y hombres, depositan para tener una vejez mas digna, no sea administrada por las manos de los privados. 

“Esto no tiene que ver con una crisis económica, ni con delincuencia, sino con estas desigualdades más estructurales como es hacer que los derechos sociales y económicos, sean derechos garantizados por el Estado. 

“Sobre las reivindicaciones de las mujeres y particularmente las demandas que han puesto en la agenda pública las organizaciones feministas, fue otra bomba que explotó en el rostro no solo a este gobierno y también a anterior, y si me atrevo a decir que ahí hubo una organización creciente, seguramente porque el feminismo a propósito de la naturalización de la violencia, siempre ha estado al margen de la agenda pública y eso no se vio venir, pero para las mujeres que hemos participado en el movimiento desde hace muchos años, vemos que el feminismo y la demandas por más derechos para las mujeres han sido un tema progresivo desde que se retoma la democracia en Chile. 

“Lo que vemos es no solo un feminismo muy instalado en lo político, desde las vocerías, de quienes participan de la discusión pública sino que también me atrevería a decir que hay un feminismo y una reivindicación de derechos humanos de las mujeres también muy a la base de lo que esta haciendo los territorios y nos encontramos no solo un gran movimiento feminista, sino que muchos otros movimientos feministas alojados en los territorios, con muchas mujeres organizándose a nivel territorial y eso ha sido la gran suma que ha tenido este movimiento que una lo ve en la gran marcha del 8 de marzo. 

“Me atrevería a suponer que no esta fácil la salida a este momento de la crisis que es el momento que identificamos como el más agudo, el peak de la crisis, principalmente por el nivel de movilización que ha habido, donde la ciudadania parece no cansarse de la protesta. 

“Creo que las señales tienen que ir a cambios mas estructurales en lo político y lo cultural, eso pasa por generar nuevas condiciones mas igualitarias respecto de algunas desigualdades, de las más urgentes como salud, educación, protección social y el desbalance de poder que hay entre mujeres y hombres y que repercute en toda la vida de las mujeres y de las niñas, y que nosotras la vemos reflejadas cada cierto tiempo en las violencias que viven las mujeres. 

“Cómo refundamos la democracia en Chile, creo que por lo menos se necesitan varios pasos. Primero, que la oposición se rearticule, que levante un discurso potente en términos políticos que refleje lo que quiere esta ciudadania, esta oposición no puede estar representada solo por los partidos políticos, porque en este escenario de crisis lo que nos muestra la agenda es que los partidos políticos no están legitimados. Hay que incorporar a las organizaciones sociales y de base en esta discusión, no tiene sentido que el Gobierno se reúna con una elite política o con los partidos de la ex concertación, sino que más bien haya una voluntad de escuchar a estas nuevas voces, que están quedando fuera del debate público que se media a través de los medios tradicionales de comunicación. 

“Hay que dar señales, como dar más protagonismo a estas actoras más sociales. Luego de eso una Asamblea Constituyente u otro mecanismo similar, para cambiar la Constitución, a propósito de lo que fue el proceso constituyente que se levanta en el segundo Gobierno de la Presidenta Bachelet, creo que debería ser la gran carretera que conduzca a ir apalancando la crisis y que vaya en declive la crisis, no la demanda social”

Fuente: Radio La Clave

Erika Montecinos, Presidenta Agrupación Lésbica Rompiendo el Silencio: 

“Necesitamos un cambio de conciencia, instalar una nueva manera de hacer política”

“Estas desigualdades son estructurales, construidas desde la dictadura y reafirmadas por los gobiernos de la ex Concertación y la derecha. Tenemos todo un sistema que opera desde la mirada mercantilista y neoliberal. 

“Entonces enumerar las principales, una se queda corta, porque parte de una base en que todo, absolutamente todo son importantes desigualdades, pero podríamos partir por la clase que deriva en todos los abusos de los que hoy tenemos más conciencia y obviamente, en una visión patriarcal que evidencia esta forma de convivir.

“Necesitamos un cambio de conciencia, instalar una nueva manera de hacer política, no de esta visión patriarcal, sino desde una cosmovisión integral. 

“Yo siempre decía que eso toma décadas; sin embargo, todo se ha acelerado, así que puede que ese cambio de conciencia se produzca luego (en un par de años), pero antes debemos pasar por estas crisis (caos, incluso puede que haya desastres naturales para eso) y un derrumbe total del sistema, pero todo eso ayudará a esta Chile despertó. Si no hay un cambio de conciencia, seguiremos con la misma cantinela”

 

*Danae es periodista feminista comunista, Editora en Chile de Revista Emancipa y parte del Círculo de Acción Feminista Akelarre

Deja un comentario