Día Internacional las Mujeres Indígenas: una visión Mapuche

 

*Por Diva Millapan G., Red de Mujeres Mapuche

En el año 1983, fue instituido por organizaciones indígenas de Bolivia, el 5 de septiembre como el Día Internacional de la Mujer Indígena en honor a la valiente mujer Bartolina Sisa, quién ese día moría descuartizada por las fuerzas realistas durante la rebelión anticolonial de Túpaj Katari, en el Alto Perú.
En Chile también se homenajea a la gran toki (grado similar a general de ejército) Janekeo, quién con su ejército gano varias batallas a los españoles, su lema era “siempre he de ir yo primera”.
También se recuerda a otras mujeres mapuche en la conquista española como Tewalda, Fresia, Wakolda, con un rol poco significativo. En la historia siguiente no aparecen los pueblos originarios, menos aún la mujer.

Actualmente se menciona el resurgimiento del movimiento mapuche a partir de los años 90, sin embargo, eso no es efectivo, no se puede olvidar una época tan importante.

Las olvidadas de los años 80
En 1978, nacen los Centros Culturales Mapuche, la primera organización en dictadura y en el año 1981 firman un acta notarial que permite dar legalidad a la organización, “Asociación Gremial de Pequeños Agricultores y Artesanos Mapuches Ad Mapu”; una de las exigencias de ese momento era la derogación del Decreto Ley 2.568, esto desató una gran represión por parte del gobierno de facto, hacia los y las dirigentas, a pesar de ello no lograron amedrentar a la organización, muy por el contrario, se continuo en la lucha por la defensa de las comunidades y la denuncia de estos atropellos a nivel nacional e internacional.
Es importante mencionar que hubo resistencia, a pesar de la dictadura, y que no podemos olvidar, ni invisibilizar a las y los actores de este periodo tan siniestro.

Las mujeres dirigentas de los años 80 debieron romper muchas barreras. En primer lugar ocupar el lugar que siempre había tenido el hombre no fue fácil, hacer oídos sordos a las descalificaciones por ser mujer, más débil o ser catalogada de “mujer de” cualquier dirigente hombre, se decía que era elegida solo porque tenía el apoyo de algún hombre bien posicionado en la dirigencia o en la política, la dirigente no iba a atender a las comunidades sino que a pasarla bien o a buscar un hombre, no asistía a reuniones, sino a citas; la imaginación dio para mucho, pero ellas siguieron adelante, hasta ganarse el respeto de sus pares, construyeron un camino para las nuevas dirigentas.

En este Día Internacional de la Mujer Indígena debemos saludar a dirigentas de esa organización, mencionaré algunas, Cecilia Aburto, Lucy Traipe, Elisa Avendaño, y también a las dirigentas de las comunidades, Ana Llao, quien además fue presidenta de Ad-Mapu y por primera vez una mujer ocupa un cargo en una organización nacional mapuche.
Cumplieron un rol vital que no ha sido relevado lo suficiente, a esas olvidadas de los 80 va este homenaje, xaeltu pu lamgen Mariciwew¡¡¡

Jamás olvidaremos ¿cew mvley Jose Huenante?.

Santiago, septiembre 2017.

Fotografía: MBBN Chile

 

Deja un comentario