Nabila, la prensa y las redes sociales como aliadas de las mujeres

28 de diciembre de 2017. Los medios de comunicación chilenos difunden que Nabila Rifo, joven mujer que en 2016 fue brutalmente violentada por su pareja dejándola ciega, ha decidido demandar a Canal 13, Pablo Manríquez, ex director del Matinal Bienvenidos y contra la figura televisiva Tonka Tomicic, por la difusión de su peritaje ginecológico, mientras difundían el juicio con Mauricio Ortega, femicida frustrado de Nabila.

La demanda de Nabila, además de volver a mostrar su fortaleza y claridad, viene a recordar a pocas horas del fin de año, uno de los momentos más rechazados del 2018 en Chile y que se presenta como una muestra empírica de algo que muchas venimos diciendo hace un tiempo: el cambio cultural ya se inició en Chile y avanza a pasos agigantados.

En abril de este año, el matinal Bienvenidos- uno de los con mayor audiencia de Chile- en medio del juicio contra Mauricio Ortega- ex pareja de Nabila, quien la golpeó en la calle con una piedra, la desnudo, le arrancó los ojos y la dejó tirada en la calle en Cohaique, en medio del frío invierno- dio a conocer el informe ginecológico de la victima, reafirmando la tesis de la defensa del feticida, basada en la vida privada de Nabila, más específicamente en la cantidad de parejas sexuales de esta.

De manera inmediata, se desató un masivo rechazo que se manifestó en redes sociales y también en más de 2 mil denuncias ante el Consejo Nacional de Televisión para rechazar la acción del canal televisivo, convirtiéndose en el caso televisivo con más rechazos en la historia del consejo.

Lo mismo pasó cuando Valentina Henriquez es una joven chilena que fue pareja del líder la banda chilena Los tetas, Camilo Castaldi “Tea Time” y que denunció las brutales ataques que vivió por parte de este artista nacional. Su denuncia provocó un gran remezón en la escena musical chilena, mostrando además que lo de que la violencia contra las mujeres es transversal es real y desatando la declaración pública de la escena musical chilena apoyando a Valentina. La banda, después de un comunicado inicial que ponía en duda los hechos, decidió desvincular al vocalista de la banda.

Luego, vino lo bueno: un hastag #TeCreemos para responder a los y las machistas que en redes sociales comenzaron a cuestionar los motivos de Valentina para no denunciar de inmediato, una de red de apoyo a Valentina para superar las consecuencias de la violencia- como un dentista que la atendió gratis para reparar sus dientes- y una masiva marcha en distintas partes del país para decirle a todas las mujeres que viven violencia, que les creemos, que no importa cuando demoren en denunciar, siempre vamos a estar ahí y que sí, hay salida a la violencia machista.

En otra esfera está el segundo caso. Romai Ugarte es un periodista deportivo de varios años comentando principalmente futbol. En agosto el programa “En el nombre del fútbol”, en un intento del Canal del Fútbol(CDF) por dar pequeños pasos de igualdad, incluyó a la periodista Grace Lazcano, como parte de su panel de comentaristas semanales. Sentado en el panel, Ugarte actuó de manera natural, como muchos hombres actúan cuando una mujer llega a un lugar donde “no debería estar” y, quizás por lo naturalizado de su machismo, no cayó en cuenta que estaba en un estudio de televisión, cuando presentan a Lazcano realiza un gesto obsceno con su boca, como infiriendo que la joven periodista llegó hasta ese lugar por favores sexuales y no por sus capacidades.

Lo sucedido, desató nuevamente lo que he llamado “lo bueno”. Cientos de tuits en rechazo al periodista, figuras de la selección nacional de futbol sumándoselo al repudio, un apoyo cerrado a la periodista Grace Lazcano y la decisión del canal de despedir a Ugarte, muestran nuevamente que hay avances en los límites que la sociedad chilena esta dispuesta a tolerar frente al tratamiento de las mujeres.

CIFRAS DE

 

 

 

Deja un comentario