*Por Noelia Díaz Esquivel

Son más de mil imágenes y algunos videos clasificados en carpetas por promoción y por nombre. Del “súper archivo” forman parte adolescentes mujeres de entre 15 y 18 años. Las fotografías y videos subidos son, incluso, de cuando eran más pequeñas. Solo algunos, no se sabe a ciencia cierta cuántos, contaban con el password y el acceso para seguir muniendo de material el drive. Así también se desconoce cuántos llegaron a ver las fotografías y videos porque aunque la contraseña no está disponible a todos, muchísimos llegaron a verlas a través de otros.

Desde Emancipa Paraguay te compartimos el relato de una de las protagonistas de lo que llamamos “EL BOOK DE LAS INSURRECTAS”. Decidimos compartir la entrevista en capítulos. Te invitamos a reflexionar sobre la enorme enseñanza que nos dejan las valientes estudiantes del Colegio Cristo Rey.

CAPITULO I

El book del terror no era una leyenda urbana.

“De que por el hecho que ahora sea público la gente empiece a tener la duda de que cuál es el drive y que empiece a querer ver y preguntar y que este en boca de todos y que salga de nuevo a la luz. Ese  es el miedo de todas y no querían hablar de esto públicamente y no querían que esto salga del colegio, en ningún momento fue ese el plan”.

¿Cómo fue que descubrieron que existía un drive?

  • Nosotrxs tenemos algo que se llama inserción en el colegio y vamos a una escuela agrícola una semana, vemos cómo es la realidad de ellxs trabajando y como ellxs nos levantamos a las 05:00 de la mañana y terminamos a las 06:00 de la tarde. Y ahí un compañero, nene, que no tenía idea de ese drive estaba jugando “verdad o reto” con otrxs y como reto le piden a otro nene, que sí sabía del drive, que muestre las fotos. Hasta ese momento era como leyenda, se sabía que existía pero no todos lo habían visto. Y entonces él muestra, pero habían pocas cosas. Cuando termina el juego y se van todos este le dice a mi compañero “por suerte no me pidieron para ver mi galería” y entonces mi compañero, quien no tenía idea de nada, le pregunta ¿por qué? Y ahí le muestra y había mil fotos más, muchas fotos de muchas nenas. Este compañero mío se dice a sí mismo, yo tengo que contar esto y le comenta a otro, que sí tenía acceso al drive, aprovecha y graba pantalla, no todo el drive, porque el drive es gigante, pero graba pantalla de las cosas de mi promoción. Porque el drive está organizado, vos entras por promoción 019, 020 y 021 y otras cosas más y cada carpeta de las promociones de nuevo está organizada por nombres de las nenas que están en ese drive.

¿Y las fotos? ¿Son de partes de los cuerpos de las chicas?

  • Hay de todas clases. Básicamente, hay en buzo cuando se agachan a agarrar algo, hay de debajo de la pollera sin que se den cuenta, hay con el uniforme y también de fiestas por debajo de la pollera. La promoción que más está sonando es la 020, pero hay de todas las promociones y no hay solo de mi colegio, sino también de otras nenas de otros colegios. Hay screen de pantalla de fotos que ellas subieron a sus redes y tienen ahí básicamente como una compilación de fotos. Y hay videos también.

Y este compañero que captura las fotos ¿qué hace?

  • Le pasa la grabación de pantalla a unas amigas y empiezan a ver quién de las nenas sale y empiezan a calcular cuáles son los nombres y se contactan con las víctimas. Al menos de quienes se veía ahí porque probablemente hay muchas más. A lo que accedieron ellas no se ve ni la mitad del drive. Y ahí explota todo. Y ahí se enteran muchísimos que no sabían. Los que tenían acceso al drive era muy pocos en mi promoción y en mi colegio. Se dice, esto no está confirmado, que tenían también acceso los del club de futbol de uno de ellos y claro, en el club de futbol hay nenes de muchos colegios y ahí ya ese nene de un colegio le puede mostrar a otro y a sus compañeros, por ejemplo. No muchos tenían acceso al drive pero era algo que pasaba de mano en mano. Decían “yo soy uno de los pocos que tiene acceso y te muestro”. Y era tipo yo soy re picho, yo si tengo acceso, yo subí algunas cosas y te muestro, mirá esto es lo que hay.

Y a partir de eso ¿se organizan para armar la acción el lunes?

  • En la inserción como es el campo no tenés mucho acceso a internet pero sus compañeras según lo que yo entendí, igual se enteraron, ya supieron de eso a mitad de la semana durante la inserción. Según lo que yo entiendo uno de los nombres involucrados era uno de los nenes que estaba ahí. Son tres y de uno de ellos, de quien grabaron pantalla estaba ahí y todas sus compañeras empezaron a hacerle de lado y sus compañeros también.

¿Hubo compañeros varones que se suman al repudio de las chicas?

  • Sí, pero nosotras no tenemos la garantía de que estaban de nuestro lado simplemente porque esto estaba explotando y para que ellos no queden mal. Como para decir “a no, yo ahora mismo ya me redimí, ya estoy ahora con las chicas, a pesar de que yo formé parte de esto antes”. O sea cómo sabemos que era para que las consecuencias no les afecten a ellos y como para que el enojo no llegue a ellos también. Porque del que grabó pantalla, según lo que yo entiendo, tenía mucho que ver también. O sea significa que tenía acceso al drive. Entonces, ¿cómo tenemos la garantía que hizo eso para quedar bien o porque en serio se arrepintió de lo que estaba haciendo, porque se dio cuenta de cómo le afectó a sus compañeras?

Y luego de saberse, de explotar ¿se deciden a denunciar?

  • Ellas llegan el viernes y ahí le cuentan a las que aparecen en las fotos y ahí como que explota todo. Y ese mismo sábado a la noche se crea un grupo de WhatsApp de chicas en todas las promociones. Y nos organizamos todas las promociones y ahí decidimos, todas las nenas, que el lunes iríamos con uniforme de educación física, con una campera larga o una campera atada a la cintura porque no nos sentimos seguras ni en el propio colegio. Fue una iniciativa de la 020 y después se unen todas las promos. Se planeó que simplemente se haría una sentata. Esperar a que todos los nenes se retiren, elegir una representante de cada promoción y que sean ellas las voces de todas para la denuncia ante los directivos. Lo del micrófono abierto nunca fue algo que nosotras propusimos porque había compañeros involucrados y muchas estaban entre el “yo no quiero que se sepan los nombres porque igual son mis amigos, quiero que tengan el castigo, pero no quiero que se sepa los nombres de quienes fueron”. Tipo que querían muy en secreto el tema. Llegó el lunes y nos sentamos como una medida de indignación. Cuando termina la formación pasa la encargada y pregunta si alguien le puede explicar que estaba pasando, entonces ahí pasa una compañera de 020 a explicar. Lo del micrófono abierto fue como algo que pasó en ese momento nomas y obviamente que si habla una, hablamos todas y ahí empezaron a hablar todas, empezaron a salir denuncias anteriores y una de ellas dijo: “ESPERO QUE AHORA QUE SOMOS MUCHAS LE PRESTEN LA ATENCIÓN QUE A MI NO ME PRESTARON” Denuncias súper fuertes. Muchas cosas salieron a luz y la indignación creció un poco más.

 

  • Nos reservamos el nombre de la adolescente a quien entrevistamos, por protección. Aclaramos que su madre estaba al tanto y la acompañó en todo momento.

Deja un comentario